Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies aquí. Si continuas navegando estás aceptándola.

La CMT revoca el acceso a sus bases de abonados al dueño de Saberlotodo
José Vicente Lucas obtuvo en 2004 la licencia para hacer guías telefónicas electrónicas
A través de Saberlotodo y Trumbic vende datos personales a empresas de recobro


La Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones ha acordado revocar el acceso a su base de datos de abonados a José Vicente Lucas, la persona tras las empresas Saberlotodo y Trumbic, que venden datos privados de 36 millones de personas obtenidos sin su consentimiento. Este archivo acumula varios millones en sanciones y una orden de inmovilización por parte de la Agencia de Protección de Datos). La CMT, que tuvo conocimiento del caso por las informaciones publicadas en prensa, inició hace dos meses una investigación de oficio.

El organismo dio acceso a Lucas a su base de datos de abonados en 2004 “para la elaboración de guías telefónicas electrónicas accesibles online”. Tras su investigación, para la que ha pedido información a la AEDP y al propio Lucas, la CMT ha acordado revocarle el acceso a su base de datos de abonados "por un presunto uso inadecuado de la información".



Además de los datos de abonados de la CMT, que este organismo actualiza mensualmente con la información que le envían las operadoras, Lucas ha actualizado su archivo con datos personales con información que ha obtenido del censo de población, de padrones municipales o de empresas de detectives.

Lucas lleva vendiendo estos datos desde 2004. Los interesados en pagar por acceder a este archivo con información personal son, entre otras, empresas de recobro que necesitan localizar a deudores para reclamar el pago de deudas pendientes. A la Agencia Española de Protección de Datos han llegado muchas denuncias de personas que han comprobado que su información personal había llegado a manos de ciertas empresas sin su consentimiento. Lucas ha desobedecido “reiteradamente” (según la AEDP) la orden de inmovilización que pende sobre este archivo.

FUENTE:El País.com (España)