Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies aquí. Si continuas navegando estás aceptándola.

Los datos de calidad del aire de los últimos días en Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla y Bilbao reflejan un preocupante aumento de la contaminación en la capital española frente a datos relativamente positivos en el resto de grandes ciudades nacionales.

En Madrid, cuando todavía quedan casi dos meses y medio para que finalice 2011, ocho de las 24 estaciones existentes para medir la contaminación ya rebasan las 18 superaciones horarias de 200 microgramos de dióxido de nitrógeno (NO2) que permite en un año la legislación.

Según el informe 'La Calidad del Aire en el Estado Español durante 2010', presentado esta semana por Ecologistas en Acción, la principal causa de estos datos es "la elevada intensidad circulatoria que se registra cada día en los corredores de entrada y salida a la capital y su intenso tráfico en el interior".

Estos datos, sin embargo, contrastan con las valoraciones de diferentes responsables políticos, que han avalado en distintas ocasiones la buena calidad del aire madrileño.

El pasado 6 de octubre, la consejera madrileña de Vivienda y Ordenación, Ana Isabel Mariño, explicó que la calidad del aire que respiran sus ciudadanos es "excelente".

Otra capital española que tampoco presenta buenos niveles de calidad de aire es Sevilla, según datos del Informe de Calidad del Aire Ambiente de la Junta de Andalucía.

Este estudio refleja que los valores recogidos hasta el mes de septiembre indican que se han registrado valores medios por encima del valor límite para la protección de la salud humana, correspondiente a un año civil en la estación de Torneo (Sevilla).

Además se ha superado la media horaria para la protección de la salud humana en 8 ocasiones en la estación sevillana de Ranilla.

Donde las cifras parecen algo más alentadoras son en Barcelona, Valencia y Bilbao, a pesar de que algunas de estas ciudades no disponen de datos diarios de contaminación.

En la capital catalana, los índices de contaminación atmosférica no han sido especialmente elevados en los últimos días a pesar del anticiclón que ha atravesado la península ibérica.

El ayuntamiento de Barcelona, que el pasado jueves aprobó la elaboración de un plan como el que dispone la Generalitat para tomar medidas en caso de elevada contaminación atmosférica, no ha tenido que tomar por tanto en la última semana medidas excepcionales como la limitación de velocidad en los accesos a Barcelona.

En Valencia, el Servicio de Contaminación Atmosférica del ayuntamiento no ha registrado desde el 1 de enero hasta el 19 de octubre ningún caso de superación de 30 miligramos por metro cúbico en ninguna de sus estaciones.

Y aunque el servicio de medición de la calidad del aire de la ciudad valenciana no dispone de valores diarios de referencia, ha desestimado que se vayan a tomar medidas excepcionales en los últimos días porque "la situación no es preocupante".

Finalmente, en Bilbao, los datos facilitados por el departamento de Medio Ambiente vasco reflejan datos "admisibles" en cuanto a la calidad del aire de la ciudad vizcaína.

Dicho departamento recalca que, durante 2010, el índice de calidad del aire en la Comunidad Autónoma Vasca fue "bueno" o "admisible".

A partir de mañana domingo, la Agencia Española de Meteorología (AEMET) prevé la llegada de lluvias generalizadas en prácticamente toda la Península, lo que podría aliviar de alguna manera la contaminación del aire en las ciudades en las que está comprometido.

 

FUENTE: www.adn.es