Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies aquí. Si continuas navegando estás aceptándola.

Dónde irán tus datos si cierra las grandes compañías tecnológicas

AEPD logo ttcs

Dónde irán tus datos si cierra las grandes compañías tecnológicas

¿Qué ocurriría si se declarasen en quiebra e intentasen vender los datos personales al mejor postor? Un estudio plantea cómo se vería afectada nuestra privacidad

Llega la debacle. Las sobrevaloradas ‘startups’ se declaran en quiebra. Los unicornios dejan de trotar. La fiebre emprendedora se congela. Los ingenieros migran de Silicon Valley a Pekín. Los datos personales que almacenan las tecnológicas son vendidos, subastados, comprados por los gobiernos o robados. Comienza la guerra de los datos.

Este apocalíptico futuro es el que han dibujado un grupo de investigadores del Center for Long-Term Cibersecurity de la Universidad de California en Berkeley en el estudio ‘Futuros de la ciberseguridad 2020’. Los autores han imaginado cinco escenarios tecnológicos nada prometedores, entre ellos el estallido de la burbuja tecnológica 2.0, para analizar dónde quedaría nuestra privacidad si se cumplieran los peores temores.

Aunque el propio informe reconoce que no se puede predecir el futuro, la posibilidad de que se repita una situación similar a la que sufrieron las ‘puntocom’ en el 2000 preocupa a no pocos expertos.

Al fin y al cabo, la manada de unicornios (las ‘startups’ valoradas en más de 1.000 millones de dólares) se ha duplicado. A principios del año pasado eran 80; ahora son 166 y alcanzan una valoración conjunta de 598.000 millones de dólares (526.000 millones de euros). A la cabeza se sitúa Uber, valorada en 62.500 millones de dólares (55.000 millones de euros) pese a perder 1.000 millones de dólares (880 millones de euros) al año en China.

Tampoco a algunas tecnológicas cotizadas les va especialmente bien, Twitter entre ellas. Tras una preocupante caída de su número de usuarios, la red social del pájaro azul ha anunciado una ligera recuperación. Los ingresos no son los augurados por los analistas ni por la compañía, ya que los beneficios por publicidad han sido menores de lo que esperaban.

Si el pinchazo se produjera, los investigadores del Center for Long-Term Cibersecurity sugieren que Twitter sería una de las que echaría el cierre. La caída de los beneficios por publicidad provocaría no solo que esa empresa se fuera a pique, sino también que lo hicieran otras muchas tecnológicas.

Los datos, lo único que seguiría teniendo valor

En esa delicada situación, el estudio sugiere que las ‘startups’ en bancarrota intentarían vender a precio de ganga lo único que seguiría teniendo valor: los datos personales de los usuarios. Los afectados comenzaríamos a preocuparnos por nuestra privacidad, un aspecto al que no habíamos prestado mucha atención al aceptar términos y condiciones sin ni siquiera haberlos leído con tal de disfrutar de aplicaciones gratuitas que podrían dejar de serlo.

Los consumidores sentirían que sus datos “son robados bajo falsas excusas” y los litigios legales derivados de las precipitadas transacciones de nuestra información personal podrían durar años. ¿Estamos protegidos legalmente o podrían las tecnológicas hacer negocio con nuestros datos como les viniera en gana cuando se vieran con el agua al cuello?

No se pueden vender sin tu permiso (en teoría)

“Si cambia la propiedad o el control de la totalidad o de una parte de nuestros Servicios o de sus activos, podemos transferir tu información al nuevo propietario”, avisa Facebook en sus documentos legales. Aunque te pases el día curioseando vidas ajenas en la red social, probablemente nunca hayas reparado en esta cláusula de privacidad que muchos otros servicios también incluyen.

Pese a ello, la Ley Orgánica de Protección de Datos (LOPD) establece que si una ‘startup’ compra a otra, “hay que informar sobre el nuevo titular que continuará prestando los servicios en tanto afecte a la titularidad del fichero que incluya los datos de los usuarios”, nos explica Daniel López Carballo, abogado experto en privacidad del bufete Écija.

Si cambia la propiedad o el control de la totalidad o de parte de nuestros Servicios o de sus activos, podemos transferir tu información al nuevo propietario

Al año siguiente, la Agencia Española de Protección de Datos multó a los de Mountain View con tres sanciones de 300.000 euros por vulnerar la privacidad de los usuarios. Lo hizo en una resolución que criticaba duramente aquella unificación y destacaba que la compañía no estaba informando adecuadamente sobre los datos que recoge y su finalidad....LEER NOTICIA COMPLETA.