Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies aquí. Si continuas navegando estás aceptándola.

El servicio de Emergencias 112 Castilla y León atendió en el primer mes y medio de verano a 118 personas víctimas de agresiones diversas, intervino en 49 peleas y fue requerido después de 22 actos vandálicos, según los datos que obran en poder de la Agencia de Protección Civil de la Junta de Castilla y León a los que ha tenido acceso este periódico referentes a la provincia de León en exclusiva. No obstante, es la provincia de Burgos la que encabeza el listado de agresiones y peleas de acuerdo a las mismas fuentes.

Durante los primeros 45 días de verano contabilizados a partir del 1 de julio, el 112 asistió a las víctimas de 26 atropellos y acudió a auxiliar a 18 personas heridas en accidentes de trabajo. En el mismo periodo de tiempo tuvo que acudir al rescate de 16 personas mayores y sacó del ascensor de su domicilio a ocho personas que se habían quedado atrapadas en los elevadores de sus portales.

Curiosamente, son relativamente bajos los niveles de asistencia en robos por agresión, que se reducen a solamente cuatro y destacan a nivel cuantitativo los incidentes sanitarios, que son los que copan la mayor parte de las llamadas al 112 Castilla y León. 1.518 personas requirieron sus servicios para asistencias a domicilio y 791 necesitaron cuidados médicos en lugares públicos.

Durante el mes de julio, León fue la segunda provincia de la autonomía que solicitó más veces los servicios del 112, con un 18,8%, solamente superada por Burgos con el 19,4% y seguida de Valladolid con el 16,2% de las llamadas totales. En junio, también había sido Burgos la provincia más conflictiva en este sentido, con un 20,7% pero León y Valladolid empataron en la segunda posición con un 17,6%.

El 112 es el número único europeo de emergencias, creado por la Comunidad Europea en 1991 con el objetivo de asegurar a los ciudadanos que se encuentren en cualquiera de los Estados miembros, el acceso a los servicios de emergencia con un número fácil de recordar y de marcar. Está disponible las 24 horas del día los 365 días del año. Y se puede contactar con él tanto desde un teléfono fijo como desde uno móvil, incluso en el caso de que la compañía operadora no disponga de cobertura. También se puede contactar con el 112 desde una cabina de telefonía pública, sin necesidad de utilizar monedas ni tarjetas.

El centro de atención de llamadas 112 de Castilla y León dispone de aplicaciones tecnológicas que permiten la localización de las llamadas de teléfonos fijos y móviles. También tiene capacidad para el envío de avisos masivos a la población y para constituirse en teléfono de atención a familiares en incidentes con múltiples víctimas y puede atender llamadas en español, inglés, francés, alemán y portugués.

La dirección y supervisión de la prestación de los servicios depende de la Agencia de Protección Civil de la Consejería Fomento y Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León.

FUENTE: www.diariodeleon.es