Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies aquí. Si continuas navegando estás aceptándola.

Una cámara para vigilar el belén de Picassent

El ayuntamiento pretende evitar los robos y destrozos que habitualmente se producen en el montaje

Picassent ha restaurado las piezas que componen el belén que el ayuntamiento instala cada año en la plaza del mismo nombre, a las puertas de la casa consistorial, y, de paso, ha instalado una cámara para vigilar el Nacimiento y evitar los robos y destrozos que habitualmente se producen en el montaje. Así lo anunció ayer el equipo de gobierno, dirigido por la socialista Conxa García, que, tras instalar el belén, aseguró que se ha realizado una inversión en aras de recuperar y mantener algunas de las figuras del Nacimiento municipal.

La cámara de vigilancia es, según fuentes municipales, "una webcam que se retirará en cuanto se acaben las fiestas y se recoja el belén". Al parecer, el sistema de videovigilancia, cuya ubicación es uno de los secretos mejor guardados en la localidad, está conectado con la Policía Local para que sus agentes puedan comprobar durante las 24 horas del día si alguien está dañando el montaje y, así, haya posibilidad de identificar a los potenciales ladrones.

Durante años, el belén ha sido víctima de robos y desperfectos por parte de desconocidos. No pasaban unas fiestas sin que alguna de sus figuras, todas ellas elaboradas en cartón piedra y a tamaño natural, apareciese destrozada en algún punto del municipio, sobre todo en vísperas de festivos. De hecho, hasta el Niño Jesús llegó a ser sustraído y el consistorio, después de adquirir otro, ordenó que fuese la Policía Local la que lo custodiase durante las horas de la noche.

El pasado mes de octubre, además, un incendio en una vivienda de Picassent sacó a la luz el destino de alguna de las piezas que habían desaparecido del Nacimiento...LEER NOTICIA COMPLETA.