Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies aquí. Si continuas navegando estás aceptándola.

El ataque a la sede del PP de Lugo fue obra de una sola persona, que actuó encapuchada y destrozó las cristaleras con una maza.

La acción quedó registrada por las cámaras de seguridad que hay en la sede de los populares lucenses, que habrían grabado también la matrícula del vehículo en el que llegó la persona que cometió el ataque. Las imágenes podrían ser decisivas para esclarecer el ataque, que se produjo el pasado jueves.

En tanto, el presidente provincial del PP, José Manuel Barreiro, volvió ayer a calificar de «atentado a la democracia» el ataque a la sede del partido.

Barreiro consideró que los hechos tienen «una gravedad enorme, porque, en definitiva, en un estado democrático ese proceso se articula a través de los partidos políticos». «No se puede admitir en democracia que se utilicen vías que no son ni legítimas, ni legales», condenó.

También el alcalde, José López Orozco, instó en el pleno de ayer la condena del ataque, que no es admisible en democracia, dijo.

Los destrozos, que afectan a todas las cristaleras de la fachada de la sede de los populares siguen estando a la vista, ya que los cristales no se pudieron sustituir en espera de que se hiciera la valoración de los daños, un proceso que se retrasó por la acumulación de días festivos.

Las tres lunas tendrán que ser sustituidas, ya que quedaron muy dañadas, aunque no completamente rotas debido a que son antivandálicas.

Barreiro subrayó ayer el «ensañamiento» del ataque. «Esto no es que alguien tiró una piedra y astilló un cristal. Con una piedra no se puede hacer eso y además no es una luna sino que son las tres lunas con varios impactos», destacó.

El presidente de los populares lucenses recordó que la sede de los populares ya había quedado cubierta de pegatinas días antes tras una concentración convocada allí por la CIG

 

FUENTE:El Progreso