Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies aquí. Si continuas navegando estás aceptándola.

Siete cámaras de vigilancia en el Consistorio permitirán a Xirivella ahorrarse 6.000 euros mensuales en seguridad privada. La decisión de prescindir del personal que hasta la fecha custodiaba el edificio por las noches y los fines de semana supondrá un ahorro anual de 72.000 euros aproximadamente.

Según explicó el alcalde de la localidad, el popular Enrique Ortí, «hemos puesto en funcionamiento las cámaras instaladas en el Ayuntamiento lo que va a suponer un importante y necesario ahorro».

La necesidad de vigilancia del edificio del Ayuntamiento surgió con el traslado de la sede de Policía Local a otras dependencias municipales.

Ante esta situación, el Consistorio se acogió, el pasado año, a un plan de modernización que consistía en la instalación de una red de cámaras de vigilancia.

Hasta la puesta en funcionamiento de este sistema de control, una empresa de seguridad ha sido la encargada de custodiar el Consistorio. Los puntos de vigilancia llevaban instalados cerca de un año pero no estaban operativos. Esta situación originó un gasto total de más de 60.000 euros.

Todas las cámaras están conectadas con el retén de la Policía Local. De esta forma, el Ayuntamiento seguirá estando vigilado pero por ojos mecánicos. La medida implica un fuerte ahorro para las arcas municipales «en momentos económicos ya bastante complicados», según fuentes municipales. Por otra parte, también están en funcionamiento las cámaras ubicadas en el parque Pablo Iglesias y túnel de acceso al Instituto de Educación Secundaria, Gonzalo Anaya.

FUENTE: www.lasprovincias.es