Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies aquí. Si continuas navegando estás aceptándola.

EL intento de robo en una conocida joyería de la calle Larga en la madrugada del pasado viernes ha vuelto a poner en alerta a los comerciantes del centro, que de nuevo han pedir que se instalen cámaras de seguridad en la principal arteria comercial de la ciudad. Grandes urbes como Málaga, Madrid y Barcelona ya cuentan con ellas, aunque su instalación siempre ha llevado consigo un debate en torno al derecho a la intimidad de los transeúntes. Lo cierto es que, si bien Jerez no se distingue por sufrir esta clase de robos con mucha frecuencia, con lo cual la instalación de éstas cámaras podría estar en tela de juicio, también es verdad que los comerciantes tienen todo el derecho a exigir unas medidas de seguridad extras a las que ofrece a diario la Policía.

 

FUENTE: www.diariodejerez.es