Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies aquí. Si continuas navegando estás aceptándola.

Desde la Cámara de Comercio y la Asociación de Empresarios de Astorga y Comarca (Asemac) estudian posibles alternativas para acabar con los saqueos. «Estamos mirando la viabilidad de contratar vigilancia privada. Un servicio que saldría por unos 5.000 euros al mes», concreta Fernández, quien añade que esta semana volverán a reunirse para tratar el tema. «Dotar de seguridad al polígono atraería a nuevos inversores», incide.

Por su parte, el propietario de Cecinas Pablo, Pablo Barros, asegura que toda la seguridad es poca. «Nosotros en el negocio tenemos cámaras de vigilancia instalada al igual que alarmas», señala Barros, quien lamenta que de poco sirvieron para evitar el suceso. «Los autores del robo son profesionales, sabían lo que hacían y por donde tenían que pisar para no hacer sonar la alarma», concreta el propietario.

Aunque las cámaras de seguridad grabaron a dos personas en el interior de la nave, la polícia aún no ha detenido a los culpables. «Sabemos que el hurto ha sido cometido por dos personas que iban vestidas como con trajes de neopreno», explica Barros.

Con este nuevo saqueo, son siete los robos que sufre Cecinas Pablo en los 20 años que lleva instalada en el polígono industrial. «Ante los robos sufridos anteriormente hemos intentado mejorar nuestra seguridad, pero parece ser que nunca se tiene la suficiente. Probaremos a instalar nuevos visores», añade el propietario.

Fuente